How to sell on social media

Si hay algo que nos ha dejado en claro la pandemia ocasionada por el COVID-19 es que, en un mundo con distanciamiento social, alcohol en gel y desinfección constante, el ecommerce se transforma en algo esencial para cualquier marca. Esta nueva realidad en la que se ven atrapadas implica que, quienes no se transformen y digitalicen perderán miles de clientes. Cada vez más marcas apuestan a vender por las redes sociales y lo complementan con ecommerce, utilizan las redes como un anclaje hacia la web en donde los clientes realizan la compra. Las marcas apuntan a crear un contenido original para lograr vender por las redes sociales.

Las redes sociales sin duda alguna son uno de los causantes de la revolución digital. El crecimiento del consumo de internet a través de teléfonos, tabletas y computadoras no para de crecer, y lo sorprendente es que no es solo un nicho los que utilizan las redes, sino que son usuarios con diferentes características socioeconómicas, lugares de nacimiento, género y edad. Es una diversidad de personas que conviven online. Personas que a través de un celular o una consola se conectan y comparten desde cualquier parte del mundo.

Visitas web, ventas y contenido creativo. Estos son los objetivos de las marcas hoy en día. Esto, a su vez, es una competencia para aparecer en las mejores posiciones de los buscadores. De eso se trata el SEM y el SEO.

Muchos se preguntarán ¿qué es mejor?, ¿cuál de los dos uso?, ¿hay uno mejor que otro? La respuesta es que la mejor opción es combinarlos.

Al combinarlas y usar las dos herramientas de manera optimizada y eficiente los resultados serán positivos. Lo primero que se debe hacer es un estudio de las palabras clave, y para esto se debe ser estratégico y elegir palabras que tengan alta demanda pero que la oferta de las páginas web sea baja.

Una vez identificadas las palabras clave que vamos a utilizar debemos poner en marcha la campaña de SEM para ir logrando tráfico a la página web. Antes de esto, por el lado del SEO, debemos estar produciendo contenido que al usuario le sirva y le parezca entretenido. Un contenido original y constante para que los usuarios que llegaron gracias al SEM se entretengan y sean clientes potenciales también gracias al contenido del SEO.

Las dos herramientas deben estar equilibradas para que entre las dos puedan combinarse. Si elegimos palabras con mucha demanda y se le pone poca inversión, nuestros competidores van a ganar en los motores de búsqueda y esa inversión no va a servir para nada. Y si logramos tráfico gracias al SEM, pero el contenido es malo o no es creativo, esos usuarios no van a realizar una acción dentro del sitio web. Entonces, lo que se debe lograr es tener dedicación con el contenido e invertir de manera eficiente.

CONFIAN EN THE STILLMAN FACTORY
WE THINK
TOGETHER